Dentro o fuera del laboratorio, la química y la vida
La ganadora del primer premio, Martha Elena Huerta Ferrás, recibe de manos del Gerente de Marketing de Mega Pharma, Dr. Sergio Fazio, el diploma y los mil dólares del reconocimiento

La química forma parte de nuestro día a día, nos rodea y constituye. Está en el alimento que nos nutre, en el aire que respiramos, en los textiles que nos visten, en los artilugios tecnológicos que nos comunican, transportan, o entretienen. Es naturaleza y creación, sustancia y reacción, vida. Con esa premisa, la Facultad de Química organizó su Primer concurso fotográfico institucional, una iniciativa que bajo la consigna “Dentro o fuera del laboratorio, la química y la vida”, se propuso captar en imágenes el amplio y rico universo de la Química en los distintos ámbitos de lo cotidiano (hogar, trabajo, salud, educación, entre otros), la naturaleza o la cultura, dentro o fuera del laboratorio.

 

El concurso tuvo carácter abierto y apostó a la pluralidad, covocando a personas no necesariamente vinculadas a la química, profesionales o aficionados a la fotografía. La convocatoria se realizó entre los meses de julio y setiembre, siendo 80 los sobres recibidos.Entre los vencedores del concurso hay participantes de distintos puntos del país, con ocupaciones diversas, más volcados a las ciencias en algunos casos, o al arte en otros. Sus trabajos, seleccionados por un tribunal compuesto por la fotógrafa y docente Sandra Marroig (Instittuto Escuela Nacional de Bellas Artes), el Dr. Sergio Fazio (Gerente de Marketing de Laboratorio Mega Pharma), y el Dr. Omar Martín (profesor libre de la Facultad de Química), son un reflejo de esa diversidad: desde la apuesta por el juego cromático dentro del laboratorio propuesto por Luciana Pereira Mora (Segundo premio Fundaquim) y Enrique Pandolfi (tercera mención), al tono más reflexivo sugerido por Martha Elena Huerta Ferrás (Primer premio Mega Pharma) en esas páginas polvorientas y pétalos mustios que evocan el paso del tiempo, o por Pablo Vignali (segunda mención) que apuesta a la intertextualidad de la obra dentro de la obra, en esa imagen de laboratorio de fotografía que revela, a su vez, la de otro laboratorio, pero esta vez de química. En contraste con esa falsa memoria siempre evocada en el blanco y negro elegido por Vignali, asoma la vibrante irreverencia de un conocido personaje de la cultura popular inmerso en un ambiente de noche y excesos, tal la fotografía ganadora de la primera mención, a cargo de Alen Alayan. El contrapunto con esa artificialidad desenfadada y esa musculatura hiperdesarrollada de Bart Simpson, asoma la propuesta de las dos últimas imágenes del conjunto, a cargo de Laura Àlvarez Camiou y María Fernanda Gastaldi (cuarta y quinta mención respectivamente), que colocan el foco sobre la naturaleza y sus proceos, ya en esa gota de rocío o lluvia sobre la vegetación, ya en esos tonos herrumbrosos que delatan la acción del aire sobre el metal.

 

La Facultad de Química felicita a los ganadores de este concurso, y agradece calurosamente a todos los participantes que se sumaron a esta propuesta que espera, desde ya, nuevas reediciones. 

 

(Texto curatorial que acompañó la exposición del Primer concurso fotográfico de Facultad de Química, realizada el pasado 5 de diciembre en el edificio José Artigas, Anexo del Palacio Legislativo). 

 

Y a continuación, instantáneas de la ceremonia de entrega de premios.

Galería de fotografías: